ATLAS completa su mapa más detallado de la Vía Láctea


This image of the Milky Way has been released to mark the completion of the APEX Telescope Large Area Survey of the Galaxy (ATLASGAL). The APEX telescope in Chile has mapped the full area of the Galactic Plane visible from the southern hemisphere for the first time at submillimetre wavelengths — between infrared light and radio waves — and in finer detail than recent space-based surveys. The APEX data, at a wavelength of 0.87 millimetres, shows up in red and the background blue image was imaged at shorter infrared wavelengths by the NASA Spitzer Space Telescope as part of the GLIMPSE survey. The fainter extended red structures come from complementary observations made by ESA's Planck satellite. Note that the far right section of this long and thin image does not include Planck imaging. To fully appreciate this image click on it and zoom and scroll sideways.

Una espectacular nueva imagen de la Vía Láctea ha sido mostrada con motivo de la finalización del estudio de amplia zona del  APEX Telescope Large Area Survey of the Galaxy(ATLASGAL). El telescopio APEX, ubicado en Chile ha trazado el área completa del plano galáctico visible desde el hemisferio sur en longitudes de onda submilimétricas -entre la luz infrarroja y ondas de radio. Este es el mapa más preciso hecho nunca, y complementa los de encuestas recientes con telescopios con base ​​en el espacio. El pionero telescopio APEX  de 12 metros, permite a los astrónomos estudiar el Universo frío: gas y polvo sólo unas pocas decenas de grados por encima del cero absoluto.

APEX , el Atacama Pathfinder Experiment Telescope , se encuentra a 5100 metros sobre el nivel del mar en la meseta de Chajnantor, en la región de Atacama en Chile. El estudio ATLASGAL se aprovechó de las características únicas del telescopio para proporcionar una vista detallada de la distribución de gas denso y frío a lo largo del plano de la Vía Láctea. La nueva imagen incluye la mayoría de las regiones de formación de estrellas en nuestra visión desde el sur de la Vía Láctea.

Los nuevos mapas ATLASGAL cubren un área del cielo  de 140 grados de longitud y 3 grados de anchura, más de cuatro veces mayor que el primero que realizó. Los nuevos mapas también son de mayor calidad, a medida que se observaron de nuevo algunas áreas para obtener una calidad de datos más uniforme sobre toda el área de estudio.

La encuesta ATLASGAL es el más exitoso programa del gran trabajo de APEX, que posee cerca de 70 artículos científicos asociados ya publicados, y su legado se expandirá mucho más lejos con los resultados de datos publicados ahora y puestos a disposición de toda la comunidad astronómica.

En el corazón de APEX se encuentran sus instrumentos más sensibles. Uno de ellas, LABOCA (LArge BOlometer Camera) se utilizó para la encuesta ATLASGAL. LABOCA mide la radiación entrante mediante el registro de la pequeña elevación de la temperatura que provoca en sus detectores y puede detectar la emisión de las bandas oscuras de polvo frío que oscurecen la luz estelar.

El nuevo trabajo de ATLASGAL complementa las observaciones de los satelites de ESA  Planck y Herschel. La combinación de los datos de Planck y APEX permitió a los astrónomos detectar la propagación de las emisiones en un área mayor del cielo y estimar a partir de una fracción de gas denso en el interior de la galaxia. También se utilizaron los datos ATLASGAL para crear un censo completo de nubes frías y masivas donde las nuevas generaciones de estrellas se están formando.

“ATLASGAL ofrece aspectos interesantes de la forma en que será la próxima generación de estrellas de gran masa y cúmulos. Mediante la combinación de éstos con las observaciones de Planck, podemos obtener un enlace a las estructuras a gran escala de las nubes moleculares gigantes, comenta Timea Csengeri del Instituto Max Planck de Radioastronomía (MPIfR), Bonn, Alemania, que dirigió el trabajo de combinando de los datos APEX y Planck.

El telescopio APEX celebró recientemente diez años de investigación con éxito del Universo frío. Desempeña un papel importante no sólo como pionero, sino también como una instalación complementaria de ALMA , el Atacama Large Millimeter / submilimetric que también se encuentra en la meseta de Chajnantor. APEX se basa en una antena prototipo construida para el proyecto ALMA, y se han descubierto muchos blancos que ALMA puede estudiar con gran detalle.

Leonardo Testi de ESO, que es un miembro del equipo de ATLASGAL y Científico del Proyecto Europeo para el proyecto ALMA, concluye: “ATLASGAL nos ha permitido echar un vistazo nuevo y revelador al medio interestelar denso de nuestra propia galaxia, la Vía Láctea. La nueva versión de la encuesta completa abre la posibilidad de explotar este maravilloso conjunto de datos para nuevos descubrimientos. Muchos equipos de científicos ya están utilizando los datos ATLASGAL para planificar un seguimiento detallada de ALMA.

Artículo Original

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s